Ads-728

Ads-728

Psicología

Astrofísica

Genética

Neurociencia

» » La filosofía como terapia

Referencia: PsychologyToday.com .
por Robert Sánchez y Robert Stolorow, 7 de marzo 2014
**********************************************
Dos filósofos buscan liberarnos de la ilusión ...
Martin Heidegger y Ludwig Wittgenstein
La filosofía como diálogo cuestionador tiene una finalidad terapéutica, cuyo impacto se remonta por lo menos al Sócrates de los primeros diálogos de Platón. En la 'Apología', Sócrates explica más explícitamente el objetivo terapéutico de su método filosófico, el elenchos, así como la unidad de sus objetivos de investigación y terapéutica. Según declaraba, el propósito divino de su práctica de la filosofía, de su devoción por cuestionar, examinar y probar a los hombres de Atenas, es el de persuadirlos por que cuidaran "por el mejor estado posible de su almas", proporcionándoles una terapia mental [psyches therapeia]. En la filosofía de Martin Heidegger y de Ludwig Wittgenstein puede encontrarse un objetivo terapéutico análogo que, en cierto sentido, los unifica.

Para Heidegger y Wittgenstein, la filosofía es una actividad humana que presenta una unidad de objetivos de investigación y terapéutica. Para ambos filósofos, el propósito de los conceptos filosóficos, como indicadores formales (Heidegger) o como postes indicadores o recordatorios (Wittgenstein), es el de señalarnos una vía de transformación en lugar de una explicación.

 Por tanto, el primer paso en este camino, es el reconocimiento de las ilusiones engendradas por la interpretación convencional (Heidegger) o por la evasión cientifista (Wittgenstein). Para ambos, este tipo de ilusiones se sedimentan en las prácticas lingüísticas, en la "palabrería" de los hombres (Heidegger) o el "embrujo de nuestra inteligencia por medio de nuestro lenguaje" (Wittgenstein).

Por tanto, la investigación filosófica es una forma de llevar lo que ya entendemos previamente a la luz de una explicitación temática. Y lo que ambos filósofos explicitan temáticamente son los aspectos de nuestro arraigo contextual y de nuestra finitud. Heidegger nos ayuda a entender y sobrellevar la ansiedad que viene con lo auténtico o a enfrentarnos a la muerte, y Wittgenstein nos ayuda a soportar la irresoluble complejidad de una indeterminada multiplicidad de juegos del lenguaje y de perspectivas, cada una al servicio de propósitos humanos particulares, de los cuales la perspectiva científica es solamente una de ellas.

A través de nuestros encuentros terapéuticos con las filosofías de Heidegger y Wittgenstein, podemos reconocernos como humanos cada vez más claramente.

*************************************
Referencia: Sanchez, R. E. y Stolorow, R. D. (2013). Psyches Therapeia: Therapeutic Dimensions in Heidegger and Wittgenstein. Comparative y Continental Philosophy, 5:67-80. (Escrito en colaboración con Robert Eli Sánchez, Jr.)
.

«
Next
Entrada más reciente
»
Previous
Entrada antigua
Editor del blog Pedro Donaire

Filosofía

Educación

Deporte

Tecnología

Materiales