Ads-728

Ads-728

Psicología

Astrofísica

Genética

Neurociencia

» » » Cuando los continentes se conectaron

Referencia; ScienceDaily.com ,  9 de junio 2015

* * * * *
Un hecho ampliamente aceptado entre la comunidad científica ha sido recientemente refutado, y tiene importantes implicaciones en nuestra comprensión de cómo la Tierra ha ido evolucionando. Hasta hace poco, la mayoría de los geólogos habían determinado que la tierra que conecta América del Norte y América del Sur, el Istmo de Panamá, se había formado hace 3,5 millones de años. Pero nuevos datos muestran que este evento geológico, que cambió geológicamente el mundo, se produjo mucho antes.


En un estudio biológico integral, los investigadores han confirmado esta nueva información al demostrar que las plantas y los animales habían estado migrando entre los continentes casi 30 millones de años antes.

"Esto significa que la fecha hasta hoy del evento geológico estaba equivocada", reseñó Prosanta Chakrabarty, Profesor Asociado del LSU en el Departamento de Ciencias Biológicas y Curador de Ictiología del Museo de Ciencias Naturales. Su investigación sobre la evolución de los organismos de agua dulce y marinos en América Central fue parte del estudio con sus colegas en el Instituto Smithsonian de Investigaciones Tropicales, Museo Americano de Historia Natural y la Universidad de Gotemburgo, en el cual se incluían mamíferos vivos y extintos, pájaros, plantas, peces y animales invertebrados publicados en las Proceedings of the National Academy of Sciences.

Los investigadores encontraron grandes pulsos de movimiento entre estas plantas y los animales entre la América del Norte y del Sur desde hace 41 y  23 millones hasta ocho millones de años. Estos picos coordinados en la migración implican que los cambios geológicos en Centroamérica, como la formación de masa y nuevos corredores de agua dulce, estaban ayudando a la migración de muchos tipos de plantas y animales.

"Antes, América del Sur se contemplaba como una isla incomunicada hasta los 3,5 millones de años, por lo que la única manera de explicar tan alta biodiversidad fue decir se llevó a cabo extremadamente rápido. Ahora, con una historia más larga, sabemos que los procesos y patrones tomaron mucho más tiempo para formarse", explicaba Christine Bacon, autor principal del estudio e investigador asociado en la Universidad de Gotemburgo. "Nuestros resultados cambian nuestra comprensión de la biodiversidad y el clima, tanto a nivel regional como mundial."

Incluso después de un cierre informado geológico, el desarrollo de especies marinas, de los parientes cercanos encontrados en lados opuestos del estrecho del istmo, también proporcionan evidencias de que esta masa de tierra entre ambas Américas se parecen más a una esponja donde los organismos pueden pasar periódicamente en lugar de una barrera sólida. La actual expansión del Canal de Panamá ha dado lugar a nuevos fósiles que han informado estas observaciones.

"Ahora sabemos que el cierre del istmo de Panamá, que se supone que es uno de los más grandes ajustes de la geología, se trata sólo de una parte de un muy complicado rompecabezas sobre cómo se unieron los continentes", comentó Chakrabarty.

Uno de los peces cíclidos de Guatemala, Thorichthys
meeki, recogido por LSU Curator of Ichthyology
Prosanta Chakrabarty, para el estudio que
refuta la fecha en la que se formó el istmo
de Panamá.
Crédito: de Prosanta Chakrabarty, LSU
Él y sus colegas de LSU mapearon la evolución de dos grandes familias de peces de América Central --los cíclidos, que incluyen a muchos peces de acuario, y los poecílidos, que incluyen a los guppies y xiphophorus. Se recogieron muestras de peces de todos los países de América Central y secuenciaron el ADN para determinar la relación genética entre las especies. Ajustaron la estructura del esqueleto de los peces que se encuentran en el registro fósil, calibraron el árbol evolutivo basado en el ADN y determinaron la edad de cada especie.

Debido a que los peces de agua dulce sólo pueden migrar cuando se abre un nuevo camino de paso hacia un río o lago, tuvo que haber tierra seca con agua dulce que atravesara, dijo Chakrabarty. Por lo tanto, su llegada a América Central significa que hubo cambios geológicos anteriormente.

"Lo bueno es que hay muchas especies de peces de agua dulce que quedan atrapados en un solo lugar hasta que se producen los cambios en la tierra, por lo que ellos nos pueden hablar sobre la historia de la Tierra", dijo.

La formación del Istmo de Panamá tuvo efectos a gran escala en el planeta. Dividió los océanos Atlántico y Pacífico, cambiando así los niveles del mar y las corrientes oceánicas. Esto afectó a las temperaturas globales, posiblemente causando períodos de glaciación.

"La geología de toda esta región es muy complicada, y es increíble que la biología nos pueda informar de ello", apuntó. Chakrabarty ha estado llevando a cabo investigaciones sobre los peces de agua dulce de América Central durante unos 15 años. Ha recibido más de $ 1 millón en fondos de la Fundación Nacional de Ciencias para este trabajo. Él y su laboratorio han recogido especies de peces de todos los países de América Central y ha ampliado la recogida de muestras del LSU en América del Sur, las Antillas Mayores y gran parte de Asia. Actualmente se está investigando la evolución y la migración de los peces de agua dulce entre América del Sur, América Central y las Antillas Mayores que pudo haber comenzado hace 50 a 60 millones de años.

# # # # #
- Imagen: Istmo de Panamá .
- Imagen: Cíclido. Uno de los peces cíclidos de Guatemala, Thorichthys meeki, recogido por LSU Curator of Ichthyology Prosanta Chakrabarty, para el estudio que refuta la fecha en la que se formó el istmo de Panamá. Crédito: Cortesía de Prosanta Chakrabarty, LSU
- Vídeo: https://www.youtube.com/watch?v=IL-9bplZa0E .
- Fuente: Louisiana State University .
http://www.lsu.edu/ur/ocur/lsunews/MediaCenter/News/2015/06/item76541.html
- Publicación: Christine D. Bacon, Daniele Silvestro, Carlos Jaramillo, Brian Tilston Smith, Prosanta Chakrabarty, Alexandre Antonelli. Biological evidence supports an early and complex emergence of the Isthmus of Panama. Proceedings of the National Academy of Sciences, 2015; 112 (19): 6110 DOI: 10.1073/pnas.1423853112 .

,

«
Next
Entrada más reciente
»
Previous
Entrada antigua
Editor del blog Pedro Donaire

Filosofía

Educación

Deporte

Tecnología

Materiales