Ads-728

Ads-728

Psicología

Astrofísica

Genética

Neurociencia

» » » » Groenlandia, una vez fue un paraíso vikingo

Referencia: ThunderBolts.info .
por Peter Mungo Jupp, 5 de febrero 2014

La llamada "Pequeña Edad de Hielo" y sus armas como la peste, el hambre y (quizás más controvertidamente) los terremotos, redujo la población de Europa en un 30 a 50 por ciento. La virulencia y la cifra de muertos de la peste en 1348 es totalmente incomparable con ejemplos modernos. Además, el mundo de mega-hambruna de 1315, debido tanto al clima como la peste, fue catastrófico. Las caídas inexorables de la temperatura combinada con un clima errático son casi imposibles de explicar, pero la humanidad no tenía nada que ver con ello. ¿Qué fuerzas de la naturaleza causaron este escenario catastrófico? Groenlandia es un ejemplo clásico de la muerte y el abandono. Viajemos en el tiempo y veamos qué pasó.


Aunque la Pequeña Edad de Hielo es una reconstrucción científica, abarca un período en la que se produjo un caótica bajada climática, nada comparado con la época actual. Está clasificado en cuatro períodos desde 1280 a 1850. Estos fríos períodos erráticos son referenciados como los mínimos meteorológicos de Wolf, Sporer y Maunder y Dalton. Dichas dramáticas alteraciones climáticas no sólo eran de más frío, más húmedad y con más viento de promedio, sino también de mucho más caóticas fluctuaciones, generando uno los ingredientes principales para la hambruna y, curiosamente, la peste.

A la ‘Pequeña Edad de Hielo’ siguió un período conocido como el "Máximo Medieval" entre las fechas 900-1280, donde los copiosos registros revelan un clima mucho más cálido que los tiempos modernos. Por ejemplo, en la zona de la actual Gales crecieron las vides. Esto se materializó, en general, como un período de prosperidad para las civilizaciones. Hubo un gran aumento de la población mundial y una era de expansión colonial. Durante los años de 800 a 1200, Groenlandia e Islandia tuvieron asentamientos de los vikingos. El "Período Cálido Medieval" permitió que florecieran estas grandes migraciones. El hielo a la deriva de fechas posteriores planteó un gran peligro para los marineros, sin embargo, en los registros antiguos, los informes de hielo a la deriva no aparecen hasta el siglo XIII.

Groenlandia se pobló cuando Eric Asvaldsson fue desterrado de Islandia por haber matado a dos hombres. Convirtió su desgracia en la fundación de una nueva colonia. El asentamiento inicial se hizo en un profundo fiordo de la costa sur-oeste (junto a lo que hoy es el ártico de Canadá). Las condiciones eran similares a Islandia, que en ese momento disfrutaba también de un clima templado. Los cronistas mencionan incluso que nadaban en los fiordos de Groenlandia, hoy día totalmente imposible.

Los huesos de bovinos, ovinos, cerdos y cabras recogidos de los sitios arqueológicos revelan la existencia de grandes granjas y pastizales productivos en lo que hoy suele estar cubierto de un desierto de nieve. Eric atrajo a miles a esas tres áreas nuevas. Los vikingos de Groenlandia vivían mayormente de los productos lácteos y de la carne, sobre todo de vaca. Antes de 1300, el comercio con los países europeos era rápido, con muchos barcos navegando de un lado a otro, comerciando con la madera, el hierro, la sal y el maíz a cambio de pieles, mantequilla, queso y lana. La expansión fue, de hecho, tan prolífica que el Papa envió un obispo a Groenlandia. Hoy día, sólo las exportaciones de tierras raras a China son productos comerciales viables.

Durante el Período cálido medieval los cultivos florecieron y la raza humana se multiplicó. Alemania registró un crecimiento de viñedos a unas cotas de 700 metros más alto que la actual. Las temperaturas medias eran 2º C más calientes que ahora. China llegó a 3º C más caliente. Nuestro mundo era un lugar diferente. Véase la investigación de Ian Plimer sobre las evidencias del crecimiento de los anillos de los árboles, los núcleos de hielo y de los sedimentos, la reducción de glaciares y su informe del hielo de mar, es mucho más que unas simples evidencias anecdóticas.

La ‘Pequeña Edad de Hielo’ cambió totalmente la situación, con el crecimiento de los glaciares debajo de las montañas de Europa y China. El aumento de los hielos marinos, de tormentas severas y abundantes, las altas precipitaciones y los climas más fríos se volvieron erráticos e implacables. El espesor del hielo marino, de casi 5 km. de ancho, a veces bordeaba el Canal de la Mancha. Fue un período en el que las principales plagas y hambrunas asolaron el mundo. El clima caótico, según sostengo, es muy probable que se debiera en gran parte a las influencias cósmicas, y con esto quiero decir las fuerzas electromagnéticas.

Estas influencias cósmicas cambiaban constantemente y causaban que ​​Europa Occidental experimentara un enfriamiento general del clima entre los años 1150 y 1460, y un clima más frío entre 1560 y 1850, creando graves consecuencias para las personas que viven en ese momento. No sólo era más frío, más húmedo y ventoso, sino sobre todo, las estaciones del año se hicieron irregulares. El clima más frío afectó a la agricultura, la salud y la economía, creando conflicto sociales y emigración. El aumento de las glaciaciones, de múltiples y severas tormentas e importantes  inundaciones además de los vientos devastaron la sociedad. Los registros marinos antiguos y los archivos de la ciudad revelan todo ello.

Pero, ¿qué pasó con los vikingos de Groenlandia? Hacia el año 1300, más de 3.000 colonos vivían en 300 granjas dispersas a lo largo de la costa oeste de Groenlandia. Alrededor de 1200, la deriva de hielo forzada a los barcos a navegar por el sur para llegar a los asentamientos de la costa suroeste junto a Canadá. En 1300, Bardsson escribió: "Desde Snefelsness en Islandia, a Groenlandia, el camino más corto es de dos días y tres noches. Navegando hacia el oeste. En el mar hay arrecifes, llamados Gunbiernershier. Esa era la vieja ruta, pero ahora que el hielo ha venido desde el norte, y tan cerca de los arrecifes que nadie puede navegar por la vieja ruta sin poner en riesgo su vida."

Por el año 1500, el Papa se quejó de que ningún obispo había podido visitar Groenlandia desde hacía 80 años a causa del hielo. Su congregación en Groenlandia ya estaba muerta. Las tumbas y las ruinas muestran que el frío y la falta de alimento volvió al groenlandés medio de 1,70 m. en personas gravemente lisiadas, retorcidas y enfermas de 1,50 m. en 1400.

A los vikingos de Islandia les fue un poco mejor. Su población se redujo de 80.000 en 1100 a 38.000 en 1850, al final de la ‘Pequeña Edad de Hielo’. En la época en que Colón zarpó, en 1492, Groenlandia estaba "muerta" e Islandia estaba luchando para sobrevivir.

Los mínimos en la ‘Pequeña Edad de Hielo’ fue una dura realidad. Pero, ¿cuáles fueron las causas? Ciertamente, los bajos niveles de dióxido de carbono no fueron causados por los esfuerzos insignificantes de la humanidad. Examinemos pues los mínimos y máximos de las manchas solares en ese escenario climático, ya que tratamos de comprender el efecto que estos ciclos tuvieron sobre el hambre y la peste. La actividad de manchas solares, y por lo tanto el flujo solar, son un ingrediente en el control de nuestro clima. Este flujo es la emisión de una variedad de iones positivos y electrones emitidos por el Sol que median a los rayos cósmicos y de esta manera, tal como sostiene Henri Svensmark, el clima y las precipitaciones. Los rayos cósmicos interactúan con la magnetosfera terrestre a veces, influyendo en las variaciones más secas y húmedas, de más viento, y variaciones climáticas más cálidas o frías.

Parece que el ciclo solar de once años está vinculado a la severidad de los huracanes y las sequías. Así es como piensa el Centro Nacional de investigación atmosférica (NCAR) en EE.UU. Baker, de la Universidad de Nueva Inglaterra, cree que es el vehículo que nos permite predecir los tiempos de sequía. El seguimiento de registros de las manchas solares que se llevan desde 1876, muestra que los interruptores de los polos del Sol y del campo magnético afectan cada once años consistentemente al clima de Australia.

Estas compilaciones de registros de manchas solares, que se han mantenido durante cuatro siglos, encajan bien con las épocas de sequía. En épocas de prosperidad, la actividad de las manchas solares es alta. Los precios de los cereales son bajos. En épocas de baja actividad de manchas solares hay malas cosechas y altos precios de los granos. Las sequías varían en un ciclo completo de veintidós años, con once años entre el máximo al mínimo donde cambia el tiempo de forma radical.

Ha de haber otro factor que impulsa todo el ciclo de las manchas solares de arriba abajo capaz de generar una ‘Pequeña edad de Hielo’. Exige de una causa cósmica. El historiador Jean de Venette escribió una pieza curiosa que nos puede proporcionar una pista sobre este misterio climático sin resolver: "En el mes de agosto de 1348, cuando el sol empezaba a ponerse, una estrella grande y brillante apareció por encima de París, hacia el oeste. No parecía, como suelen aparecer las estrellas, muy por encima de nuestro hemisferio, sino más bien muy cercana. Conforme se fue poniendo el Sol y llegando la noche, esta estrella no nos pareció ni a mí ni a muchos de los demás hermanos (frailes) que estábamos viéndola que se moviera del lugar. Y por fin, cuando la noche ya llegó, esta gran estrella, ante el asombro de todos los que la estábamos mirando, se rompió en muchos rayos diferentes que caían sobre París hacia el este, desaparecido total y completamente aniquilada. Si se trataba de un cometa o no, como si estuviera compuesto de exhalaciones al aire que quedaran finalmente en vapor, lo dejo a decisión de los astrónomos. Sin embargo, es posible que se tratara de un presagio de esa increíble plaga de la peste que estaba por venir que, de hecho, apareció muy pronto en París y en toda Francia, y en otros lugares."

Los cometas han sido retratados en la historia como predictores de la fatalidad. Los cometas brillantes suelen tener, históricamente, cierta relación con la peste, el hambre y los terremotos. ¿Es esto una coincidencia? La espectacular descarga eléctrica del cometa Shoemaker-Levy 9, que se dividió en 23 secciones y asaltó Júpiter, es un hito de la cosmología moderna. El impacto de algunos cometas en el Sol causando increíbles grandes eyecciones de masa coronal (CME) es igualmente difícil de explicar. ¿Pudieron tener los cometas efectos electromagnéticos en el clima, la vida y la geología de la Tierra? Todavía es un misterio, pero es posible que nos estemos acercando a su comprensión.



- Relacionados tema: www.mungoflix.com y www.ancientdestructions.com .
- Vídeo en Mungoflix.com , password: frankjupp
- Imagen de barco vikingo.
.

,

,

«
Next
Entrada más reciente
»
Previous
Entrada antigua
Editor del blog Pedro Donaire

Filosofía

Educación

Deporte

Tecnología

Materiales