Ads-728

Ads-728

Psicología

Astrofísica

Genética

Neurociencia

» » » » Reacciones intestinales

Referencia: Eurek.Alert.org .
por Dr. Joseph Sturino, 8 noviembre 2013

Los científicos de la Texas A&M University y la North Carolina School of Medicine, han realizado un estudio sobre el efecto de una dieta compleja y de los receptores hormonales del estrógeno sobre la microbiota intestinal.

Salmonella typhimurium
Hasta la fecha, la investigación ha demostrado que la promoción del crecimiento de ciertos microorganismos intestinales beneficiosos puede ayudar a mejorar la salud en general. El estudio vino a determinar el efecto de ciertos factores sobre la microbiota intestinal.

"En este estudio, hemos querido determinar si los receptores nucleares de hormonas esteroides, en concreto el receptor beta de estrógeno, afecta a la composición de las bacterias intestinales", explicó el Dr. Joseph Sturino, investigador principal en nutrición y ciencias de la alimentación en la Texas A&M's College of Agriculture and Life Sciences, College Station.

"Algunas hormonas esteroides, como estradiol, y los fitoestrógenos dietéticos son conocidos porque influyen en el desarrollo de la inflamación gastrointestinal crónica y en los cánceres de mama sensibles al estrógeno, el de próstata y el de colon."

Lactobacilos
Algunos de estos efectos son el resultado del diferencial y regulación genética específica del tejido de los receptores de estrógenos beta, indicó Sturino. Este aspecto del estudio fue el tema central del trabajo de laboratorio realizado por el Dr. Clinton Allred, perteneciente también al mismo departamento de esa universidad y colaborador en el estudio publicado.

Ellos plantearon la hipótesis de que algunas señales reguladoras estrogénicas están mediadas, en parte, por la actividad de los microorganismos presentes en el intestino, y que la modificación de la dieta sirve para cambiarlas.

Con este fin, iniciaron a unas hembras de ratones en una dieta rica en fibra que contiene compuestos estrogénicos derivados de plantas llamados isoflavonas, que comprende una dieta compleja. Los animales que fueron alimentados con una dieta libre de isoflavona, era rica en azúcares altamente refinados durante dos semanas, que comprende una dieta sencilla. La composición de las bacterias fecales fue examinada en el transcurso del estudio.

"Como era de esperar, no se encontraron diferencias significativas entre los microorganismos fecales de ratones alimentados con ambas dietas", señaló. "Es interesante, sin embargo, que se encontraran microorganismos diferentes entre los ratones que expresaban el receptor de estrógenos beta y aquellos que no."

Los distintos patrones de Lactobacillales eran exclusivos y muy abundantes entre los ratones alimentados con ambas dietas, explicó Sturino.

"Algunos Lactobacillales tienen una función probiótica cuando se toman en cantidades adecuadas con complementos alimenticios o dietéticos, las especies autóctonas también pueden actuar para promover la salud intestinal", añadió.

Escherichia coli
Por el contrario, la diversidad relativa de la Proteobacteria aumentó significativamente después de la transición a una dieta simple, libre de isoflavonas. Las Proteobacterias incluye un número de especies comúnmente asociados con la enfermedad intestinal, incluyendo la Escherichia, la "E" de la E. coli O157:H7 y la Salmonella.

Estos y otros resultados del estudio demostraron que el estado de los receptores de esteroides y de la complejidad de la dieta pueden jugar un papel importante en el mantenimiento de la microbiota, continuó explicando Sturino.

"Si bien el equilibrio y contenido de microorganismos en nuestro intestino cambia a medida que envejecemos, sólo ahora estamos aprendiendo cómo nuestra genética y la dieta afectan a nuestra salud, a través de la modificación de la composición y actividad de estos microorganismos."

A largo plazo, cree Sturino, este estudio ayudará en el desarrollo de nuevos probióticos, prebióticos, estrategias nutricionales y productos farmacéuticos que mejoren la salud en general, mediante la promoción del crecimiento y la actividad de los microorganismos intestinales beneficiosos.


- Fuente: Texas A&M AgriLife Comunications.
- Publicado: Applied and Environmental Microbiology.
- Imágenes extraidas de Wikipedia.
- Imagen 1. Microscopía electrónica de Salmonella typhimurium
- Imagen 2. Lactobacilos búlgaros utilizados para la producción casera de yogur.
- Imagen 3. racimo de Escherichia coli

 .

,

,

«
Next
Entrada más reciente
»
Previous
Entrada antigua
Editor del blog Pedro Donaire

Filosofía

Educación

Deporte

Tecnología

Materiales