Ads-728

Ads-728

Psicología

Astrofísica

Genética

Neurociencia

» » La terapia cognitivo conductual "eficaz" para la ansiedad

Referencia: Medical.News.Today.com .
por Honor Whiteman, 19 de octubre 2013

Una nueva investigación sugiere que la terapia cognitivo-conductual es la más efectiva para la reducción de la ansiedad sanitaria de los pacientes, en comparación con la atención médica estándar, de acuerdo con un estudio publicado en The Lancet.

Los investigadores del Reino Unido, dirigido por el profesor Peter Tyrer, del Imperial College de Londres, dicen que el beneficio adicional de la terapia cognitivo-conductual (TCC) es que se puede dar a los pacientes por personal no especializado, con una formación mínima y a un coste mínimo .

Según el National Health Service (NHS) de UK, la ansiedad sanitaria, o hipocondría, se define como la obsesiva preocupación por la salud, “en general llega hasta el punto donde se produce una gran angustia y afecta a la capacidad para funcionar correctamente."

La ansiedad sanitaria, explica el NHS, puede causar que algunas personas experimenten síntomas físicos inexplicables, como dolores de cabeza o dolores en el pecho, lo que lleva a que la persona asuma que está sufriendo de un trastorno grave, independientemente de la tranquilidad médica de que están sanos.

Según los investigadores, del 10 al 20% de los pacientes hospitalizados sufren de ansiedad sanitaria, y esto supone una importante carga sobre los servicios de salud, pues el temor de tener una enfermedad grave lleva de nuevo al paciente a la consulta médica.

Los autores del estudio señalan que, en estudios previos han demostrado que la TCC, una terapia que tiene como objetivo modificar el comportamiento de una persona y sus patrones de pensamiento, es exitosa como tratamiento para otros trastornos de ansiedad. Por tanto, los investigadores se propusieron determinar si esta terapia sería eficaz para el tratamiento de la ansiedad sanitaria.

Se usó la CBT por no profesionales para aplicar la terapia.

Para su estudio, los investigadores analizaron 444 pacientes de Health Anxiety in Medical Patients (CHAMP) para ensayar la TCC, con edades comprendidas entre 16 y 75 años, que estaban siendo tratados de ansiedad sanitaria.

De estos, 219 pacientes fueron asignados al azar para recibir 5-10 sesiones de modificación cognitivo conductual para el tratamiento de la ansiedad sanitaria, y 225 fueron asignados a recibir la atención estándar.

Tratamiento de CBT fue dado en consultas externas y siempre por no expertos en CBT, que tan sólo habían recibido formación en dos talleres, que fueron supervisados por los más experimentados terapeutas de TCC a intervalos de 2 y 4 semanas.

Después del tratamiento, los investigadores compararon las diferencias entre ambos grupos de ansiedad sanitaria, ansiedad generalizada, depresión, función social, calidad de vida y costes de la salud, durante un período de 2 años.

Mejoras 'dobles'

Cuando los pacientes fueron seguidos, hasta un año después del comienzo de su tratamiento, los resultados mostraron que el 13,9 % de los pacientes que recibieron el tratamiento con la TCC mostraban niveles normales de ansiedad sanitaria, en comparación con el 7,3 % de los pacientes que recibieron la atención estándar .

Además, los pacientes tratados con TCC también mostraron mejoría de la ansiedad generalizada y la depresión, en comparación con los que recibieron el tratamiento estándar.

Los investigadores señalan que todas estas mejoras se mantuvieron 2 años después del tratamiento y no mostraron diferencias significativas en los costos.

Según el profesor Tyrer "Hasta ahora, no teníamos ninguna evidencia de que la ansiedad sanitaria en los centros médicos podía ser tratada con éxito.”

“Nuestros resultados indican que la TCC es relativamente barata, que se puede proporcionar por enfermeras generales con una formación mínima, y ser fácilmente desplegada en el ámbito hospitalario."

La TCC en los servicios de salud es "problemática"

Sin embargo, en un comentario a un artículo relacionado con el estudio, Chris Williams, de la Universidad de Glasgow y Allan House, de la Universidad de Leeds, señalaron que aunque estos resultados son "interesantes", la traslación de estos resultados a los servicios de salud podría ser "problemático".

"Uno de estos problemas surge cuando se pasa de considerar terapias independientes a pensar sobre la configuración de servicios, donde la ansiedad sanitaria es sólo uno de los problemas observados en pacientes ambulatorios médicos", aducen.

"La depresión, el consumo peligroso de alcohol, la pobre adherencia al tratamiento y otras formas de presentación sin explicación médica presionan hacia el reconocimiento y la intervención."

Señalan que el desarrollo de "múltiples servicios paralelos que no tiene sentido", sobre todo ya que los trastornos emocionales comunes se superponen considerablemente, a lo que añaden: "El tratamiento debiera estar disponible en los hospitales generales, en la psiquiatría de enlace multi- disciplinario o en clínicas de psicología clínica que pueden hacer frente a toda la gama de problemas que se presentan."


- Imagen: Preocupación excesiva por la salud .
.

«
Next
Entrada más reciente
»
Previous
Entrada antigua
Editor del blog Pedro Donaire

Filosofía

Educación

Deporte

Tecnología

Materiales