Ads-728

Ads-728

Psicología

Astrofísica

Genética

Neurociencia

» » » ¿Qué es la Enfermedad Inflamatoria del Intestino?

Referencia: Science.Alert.com .
por Paul Bertrand y Lu Liu, 25 de julio 2013

La enfermedad inflamatoria intestinal es un grupo de afecciones inflamatorias del colon y el intestino delgado que pueden causar complicaciones que amenazan la vida y incluso pueden requerir cirugía. Afortunadamente, los tratamientos actuales ofrecen beneficios reales y hay algunos medicamentos prometedores.

La enfermedad es una entre una variedad de trastornos gastrointestinales. De éstas, algunas de las denuncias más comunes son la intolerancia al gluten y los problemas funcionales del intestino (cuando el intestino no funciona correctamente, igual que ocurre cuando alguien tiene el síndrome del intestino irritable). La enfermedad de Crohn y la colitis ulcerosa son otros ejemplos de enfermedades inflamatorias del intestino.

Todos estos problemas tienen muy diferentes causas, a pesar de que cada uno de ellos le puede poner en mayor riesgo de desarrollar otro.

Causas y efectos

No se conocen las causas exactas de la enfermedad inflamatoria del intestino. Lo que sí sabemos es que, en general, las personas con enfermedad inflamatoria intestinal pueden tener una predisposición genética para la enfermedad. Sus genes hacen que sea más probable que puedan desarrollar dicha enfermedad, aunque puede que nunca lo haga.

Si desarrollan la enfermedad, es muy probable que sea debido a un desencadenante ambiental, el estrés, por ejemplo, la desnutrición, ciertos medicamentos o alguna enfermedad vírica grave. Pero, en la mayoría de las personas, el disparador puede que nunca se sepa.

Hay factores en el intestino, como la interrupción del equilibrio entre buenas y malas bacterias, que también pueden contribuir a la aparición de la enfermedad.

El efecto de dicha enfermedad sobre el intestino está realmente causado por el sistema inmune de la persona. Una vez activado, la enfermedad ataca a las células del cuerpo en lugar de las células extrañas, como bacterias, hongos o virus.

Esto inicia un tipo de irritante inflamación del intestino que normalmente se desharía de las infecciones. Desafortunadamente, en el caso de la enfermedad inflamatoria del intestino, el sistema inmune reacciona ante las bacterias propias que normalmente residen en el intestino. Y, al hacerlo, esta enfermedad causa graves daños que puede causar una perforación (un agujero que atraviesa la pared del intestino).

Cuando esto ocurre puede amenazar la vida y, en este punto, la cirugía es la única opción de tratamiento. Las múltiples cirugías a las que tienen que someterse algunas personas que sufren de la enfermedad inflamatoria intestinal durante su vida es extremadamente onerosa.

Aunque las muestras quirúrgicas resultantes, a veces pueden ser utilizadas para ayudar a los investigadores que están tratando de encontrar una cura para esta enfermedad.

Los tratamientos actuales y nuevos

La enfermedad inflamatoria intestinal no está activa todo el tiempo, tiende a reavivarse después de tiempos de silencio durante el cual la enfermedad está en remisión. Esto hace que el tratamiento sea más complicado, ya que resulta difícil saber si la remisión es causada por un nuevo medicamento o si es espontáneo.

En la mayoría de casos de enfermedad inflamatoria intestinal se prescribe inicialmente al paciente un fármaco anti-inflamatorio, a la espera de inducir la remisión. Una vez en remisión, muchos pacientes toman medicamentos inmunosupresores para reducir la probabilidad de otra crisis.

Los inmunosupresores son medicamentos que modifican el funcionamiento del sistema inmunológico y, por lo general, reducen su actividad. Se están desarrollando muchos medicamentos nuevos que entran en esta categoría general.

Con el ataque inmune reducido, el intestino suele curarse a sí mismo y mantenerse saludable por más tiempo. Estrategias de tratamiento actuales generalmente comienzan con los medicamentos más antiguos, pero si esto no funciona, se tratan con terapias biológicas, como el infliximab. La terapia biológica también actúa sobre el sistema inmune. Los compuestos activos a menudo provienen de fuentes humanas, animales o bacterias, por ejemplo, el infliximab es un anticuerpo.

Estos medicamentos son efectivos para muchas personas, pero pueden tener efectos secundarios graves y se vuelven menos efectivos con el tiempo.

Tres nuevos drogas parecidas (todas ellas con el mismo enfoque) están actualmente en proceso de larga aprobación regulatoria. Inhiben una proteína del cuerpo llamada "integrina", que ayuda a que las células se unan entre sí. En la enfermedad inflamatoria del intestino, las integrinas son las que permiten que las células inmunes invadan el intestino y comience el proceso inflamatorio.

El papel de las integrinas se conoce desde hace muchos años, pero el problema es que se encuentran en todas partes del cuerpo. Los fármacos que bloquean todas las integrinas son peligrosos, por diversas razones, entre ellas, debido a que la coagulación de la sangre depende de las integrinas.

Estos nuevos medicamentos bloquean un tipo específico de la integrina y parecen ser seguros y efectivos. Se dirigen a una especie de integrina que sólo se encuentra en algunos glóbulos blancos de la sangre, y que son cruciales para la respuesta inmune en la enfermedad inflamatoria del intestino.

Hasta la fecha, estos fármacos han sido probados principalmente en pacientes donde se ha fracasado usando las terapias actuales. Hay esperanza de que una vez que estos medicamentos están registrados, encuentren un uso más temprano en los pacientes menos afectados.

Es probable que uno o más de estos nuevos medicamentos obtenga la aprobación regulatoria en poco tiempo, pero pueden pasar cuatro o cinco años antes de que se recetan a los pacientes. Antes que nada se requiere vigilar su seguridad en los ensayos clínicos.

Tanto Paul Bertrand como Lu Liu reciben fondos del Consejo National Health and Medical Research para proyectos relacionados con la salud gastrointestinal.



- Imagen: Alexander Korobov / Shutterstock
.

,

«
Next
Entrada más reciente
»
Previous
Entrada antigua
Editor del blog Pedro Donaire

Filosofía

Educación

Deporte

Tecnología

Materiales