Ads-728

Ads-728

Psicología

Astrofísica

Genética

Neurociencia

» » ¿Qué es la Homeopatía?

Referencia: LiveScience.com .
por Christopher Wanjek, 13 de mayo 2013

La homeopatía es una práctica de la medicina alternativa en la cual ciertas sustancias naturales, en muy diluidas cantidades, se utilizan para el tratamiento de diversas dolencias.


Aunque los medicamentos homeopáticos se venden en tiendas naturistas y en las de comestibles de alta gama, la homeopatía se considera en gran medida pura charlatanería. No existe evidencia científica alguna que apoye su uso, la teoría de cómo la homeopatía podría funcionar está más allá del reino conocido de la física, y los gobiernos a nivel mundial están negando cada vez más los pagos de seguros para cubrir el tratamiento homeopático.

Historia de la Homeopatía

La homeopatía fue desarrollada a finales del siglo 18 por Samuel Hahnemann, un médico respetado en Alemania. Hahnemann creía que "lo semejante cura a lo semejante", y que las concentraciones ínfimas de una toxina en particular podían curar los mismos síntomas que causaría en dosis más grandes. Piense en la hiedra venenosa para tratar las erupciones.

Esta noción de "curar lo semejante" era similar a la emergente ciencia de la inoculación y la vacunación. Y los tratamientos de Hahnemann con sus formas diluidas eran mucho más seguras que la mayoría de las prácticas médicas durante su tiempo, tales como las sangrías.

Sin embargo, los médicos, y en particular los químicos, pronto entendieron que la homeopatía no podía funcionar debido a que las diluciones son inverosímiles, se diluye hasta el punto de que ya no queda ni rastro de medicamento en la medicina.

¿Cómo funciona la homeopatía?

La homeopatía se basa en rigurosas diluciones y mezclas, llamadas sucesiones. El nivel de dilución está impreso en la botella de la medicina. Una dilución homeopática típica es de 30X, donde la X representa 10. Así pues, una parte de toxina (como la hiedra venenosa antes mencionada) se mezcla con 10 partes de agua o alcohol. La mezcla se agita; una parte de esta mezcla se añade de nuevo a 10 partes de agua o alcohol, y todo el proceso se repite 30 veces.

La dilución final es una molécula de medicina de 10 elevado a 30 (10^30) de las moléculas de la solución (o sea, 1 entre un quintillón). Con este nivel de dilución se tendría que beber 30.280 litros de agua para obtener una molécula de la medicina, físicamente posible, pero muy improbable.

Otras soluciones homeopáticas son 30C, lo que representa 100 elevado a 30 (100^30). No hay suficiente agua en el sistema solar para dar cabida a esta dilución.

Hahnemann no se dio cuenta de esto porque él desarrolló su teoría antes del concepto químico de mol y de la constante de Avogadro, que definen el número de partículas de una cantidad dada de una sustancia. Por lo tanto, Hahnemann y sus seguidores hacían las acciones mecánicas de la dilución, pero sin saberlo, estaban sacando el medicamento directamente de la solución.

¿Funciona la homeopatía?

Los practicantes homeopáticos de hoy entienden el concepto de constante de Avogadro. Aunque ellos atribuyen poderes curativos a la homeopatía por otra noción, llamada "memoria del agua", la idea de que el agua tiene una capacidad de recordar la forma del medicamento que una vez contuvo. Hay, al menos, tres problemas con esta postura.

Primero, el concepto de memoria del agua es otro que está más allá del reino de la física conocida. El agua no sabe mantener una alineación ordenada de moléculas durante mucho más tiempo de un picosegundo.

En segundo lugar, si el agua puede recordar la forma de lo que ha habido en ella, entonces todas las aguas tiene el potencial de ser homeopáticas. El agua de grifo, con sus restos de sustancias naturales que circulan por las tuberías que pueden producir cáncer y otras enfermedades, sería entonces terapéutica contra estas enfermedades.

En tercer lugar, las explicaciones de cómo podría funcionar, no hay estudios científicos de calidad que demuestren que la homeopatía es más eficaz que un placebo. En el testeo de la homeopatía, surgen dos tendencias: la homeopatía es lo mejor “curando” cosas que pasarían pronto de todos modos, como un catarro, pero sería peligrosa para el tratamiento de enfermedades graves, como la diabetes; y en un estudio científico más grande y completo, la homeopatía se asemeja más a un placebo.

Peligros de la homeopatía

No asuma que la homeopatía, no regulada por la FDA, es segura. En algunos casos, el medicamento homeopático contiene cantidades rastreables de la sustancia medicamentosa original. Consideremos el caso del Zicam (combinación de 'zinc' e 'ICAM-1'[un receptor que se une a un rhinovirus para infectar células]), un remedio homeopático frío, retirado del mercado en 2009, después de informes de que los usuario perdían permanentemente su sentido del olor.

El Zicam es 2X, por lo que es una solución al 1 por ciento. Una dosis de Zicam contiene más de 100 microlitros de solución, y el 1 por ciento de eso es gluconato de zinc.

Las sustancias con Zinc se conocen desde hace décadas por causar hiposmia, una disminución de la capacidad para oler, y anosmia, una pérdida del olfato. En lo que respecta al gluconato de zinc, un estudio publicado en 2009 en PLoS ONE, resumido en el título condenatorio de "El Zicam causa daños en ratones y en el tejido nasal humano". Un estudio de 2010 en el journal Archives of Otorhinolaryngology Head and Neck Surger concluyó que "los datos clínicos, biológicos y experimentales, demuestran que la terapia de gluconato de zinc intranasal provoca hiposmia y anosmia."

De igual modo, en 2010, el gobierno japonés comenzó a investigar las muertes de unos bebés a resultas de un tratamiento homeopático en lugar de con medicina real. Dichas muertes incluían bebés  nacidos con una deficiencia de vitamina K, cuya madres tomaron un tratamiento homeopático en lugar de la muy necesaria inyección de vitamina K, bien conocida para prevenir la hemorragia. Los niños murieron a causa de la hemorragia craneal.


- Imagen: Las soluciones en medicina homeopática a menudo se diluyen hasta el punto de que no hay realmente ninguna medicina. Crédito: Szasz-Fabian Ilka Erika|Shutterstock
- Imagen: Los estudios han demostrado que el tratamiento homeopático es, en el mejor de los casos, un placebo. Crédito: hddigital|Shutterstock.

«
Next
Entrada más reciente
»
Previous
Entrada antigua
Editor del blog Pedro Donaire

Filosofía

Educación

Deporte

Tecnología

Materiales