Ads-728

Ads-728

Psicología

Astrofísica

Genética

Neurociencia

» » Un centro de motivación general en las profundidades del cerebro

Un equipo coordinado por Matías Pessiglione, investigador de Inserm en el "Centre de recherche en neurosciences de la Pitié Salpêtrière" (Inserm/UPMC-Université Pierre and Marie Curie/CNRS), han identificado la parte del el cerebro que dirige la motivación durante las acciones que combinan el esfuerzo físico y mental: el estriado ventral.

Los resultados de su estudio fueron publicados en PLoS Biology, el 21 de febrero de 2012.

Los resultados de una actividad (física o mental), dependerá en parte de los esfuerzos que se le dediquen, los cuales pueden ser incentivados o motivados. Por ejemplo, un deportista es probable que entrene con "mayor intensidad" si el resultado trae consigo prestigio social o beneficio económico. Lo mismo puede decirse de los estudiantes que estudian para sus exámenes con el objetivo de tener éxito en su carrera profesional. ¿Qué ocurre cuando se requieren esfuerzos físicos y mentales para alcanzar un objetivo?

Mathias Pessiglione, y su equipo de la unidad 975 del Inserm, examinaron si los esfuerzos físicos y mentales están dirigidos por un "centro" de motivación o por diferentes partes del cerebro. Los investigadores estudiaron los mecanismos neurales que provienen de las actividades que combinan tanto la acción como la cognición.

Con este fin, se hizo la serie de tests 360, una combinación de esfuerzo físico y mental, y se realizaron al mismo tiempo siendo supervisado por un escáner. Los 20 participantes voluntarios fueron colocados en posición supina, con la cabeza en un escáner MRI. Después completaron una serie de tareas con las que acumulaban ganancias. Sin embargo, cada serie de ganancias estaban limitadas por una primera respuesta incorrecta. Las tareas combinaban acciones cognitivas y motoras. Los participantes tenían que encontrar el número más alto entre los diferentes tamaños de números y luego seleccionarlo apretando una palanca situada en su mano izquierda o derecha (dependiendo de la ubicación del número). Al final de la prueba, se mostraba un resumen de las ganancias para motivar al participante.

Con estas imágenes obtenidas durante la prueba, identificaron un sistema de motivación general en las profundidades del cerebro, es decir, una estructura capaz de activar cualquier tipo de esfuerzo, tanto mental (concentrarse en la tarea de la mano) como físico (levantar una carga). Los investigadores observaron que el estriado ventral se activaba en proporción a la cantidad de dinero en juego: cuanto mayor era el grado de motivación, mayor era el nivel de activación. Además, el cuerpo estriado ventral está conectado a la parte media del estriado (núcleo caudado) cuando la tarea a realizar es cognitivamente difícil (cuando el tamaño físico y el valor numérico de los números no se corresponden). Esta región ventral solicita la parte lateral del cuerpo estriado (el putamen) cuando la dificultad motora está relacionada (cuando el mango tenía que ser fuertemente apretado).

Los investigadores sugieren que la expectativa de una recompensa se codifica en el estriado ventral, que puede conducir a la parte motora o cognitiva del cuerpo estriado, dependiendo de la tarea, a mejorar el rendimiento. "El estriado ventral puede conmutar las conexiones según la demanda, es decir, aumentar la actividad neuronal en el núcleo caudado para una operación cognitiva, o en el putamen para una acción física", explica Mathias Pessiglione.


- Referencia: ScienceDaily.com, 22 de febrero de 2012
- Imagen: Representación 3D del sistema motivacional (estriado ventral) activado durante el esfuerzo físico o mental. Crédito: Copyright M. M. Pessiglione, Inserm.

«
Next
Entrada más reciente
»
Previous
Entrada antigua
Editor del blog Pedro Donaire

Filosofía

Educación

Deporte

Tecnología

Materiales