Ads-728

Ads-728

Psicología

Astrofísica

Genética

Neurociencia

» » » » Período de tormenta solar, cuidado con las redes de energía

El próximo ciclo de actividad de tormenta solar podrá causar daños en los transformadores eléctricos y amenazar las vulnerables infraestructuras de energía de todo el mundo, según un informe elaborado por un grupo de seguros.


El sol sigue un ciclo de actividad predecible de unos 11 años, y el consiguiente periodo de actividad tormentosa se espera que comience de 2012 a 2013.

Este informe es del grupo de seguros alemán Allianz, y señalan que una tormenta solar de alto impacto no es fácil de predecir, debido a que han sido raramente registradas; podría causar apagones y pérdidas económicas de más de mil millones de dólares, y que dado el caso, el escenario podría ser aún peor.

"Estamos entrando en una mala época espacial", apuntaba Jim Wild, de la Universidad británica de Lancaster, experto en física de plasma solar.

Una gran explosión en la superficie del sol puede liberar miles de millones de toneladas de gas supercaliente, cargado magnéticamente, a una velocidad de 1,6 millones de km/h., y cuando ese gas impacte con el campo magnético de la Tierra, se pueden desencadenar una serie de efectos importantes.

La gravedad de una posible interrupción de la energía ha hecho que los expertos en seguros y las instituciones nacionales de seguridad tomen nota. "Basta imaginar el quedarse sin electricidad en una parte considerable del país o en un continente, durante semanas o meses ... es un asunto serio", añadía Wild.

Poco tiempo de antelación

La dificultad radica en predecir la frecuencia con la que estos eventos solares se pueden producir.


El plazo de entrega de datos dado por los satélites, resulta también un problema a la hora de prevenir los daños de una tormenta solar, ya que actualmente no hay ningún satélite lo suficientemente cerca del Sol para darnos dicha información con más de una hora de antelación.

Una actualización de los satélites podría darnos más tiempo de preparación, pero costaría alrededor de mil millones de dólares, agregó Wild.

El clima espacial es un área de estudio relativamente nueva, con unas observaciones sofisticadas que se remonta sólo a 50 años, y además, carece de un sistema internacional de seguimiento de coordinadas, como las que se siguen con el tiempo meteorológico. "Tenemos muy poca información acerca de la escala de tiempo solar".

La tormenta más dañina de la historia reciente, fue en 1989 en Quebec, Canadá, de un fallo energético que afectó a seis millones de personas.

El primer registro científico de una gran tormenta solar se hizo en 1859, por el astrónomo inglés Richard Carrington, que observó una explosión de luz blanca en la superficie del sol.

Wild añadió: "lo que no sabían entonces era el por qué, dos o tres días más tarde, se pudieron ver esas luces norteñas sobre Cuba, y todo el sistema de telégrafos fue interrumpido por la actividad geomagnética".

Según el informe de Allianz, un evento a la misma escala, hoy causaría daños a la infraestructura eléctrica.

  • Referencia: Reuters.com, 2 de diciembre 2011, por Ethan Bilby
  • Imágenes de posibles efectos de una tormenta solar

,

,

«
Next
Entrada más reciente
»
Previous
Entrada antigua
Editor del blog Pedro Donaire

Filosofía

Educación

Deporte

Tecnología

Materiales