Ads-728

Ads-728

Psicología

Astrofísica

Genética

Neurociencia

» » Los cachalotes tienen acentos y dialectos regionales

Cuando se sumergen juntos, los cachalotes crean patrones de clics entre ellos, conocidos como "codas". Los hallazgos recientes sugieren que, no sólo hacen diferentes codas con distintos significados, sino que estas ballenas también pueden saber qué miembro de su comunidad está hablando, basándose en las propiedades sonoras de la codas. De igual manera que nosotros, podemos distinguir a nuestros amigos por el sonido de su voz y su forma de pronunciar las palabras, distintos cachalotes crean el mismo patrón de clics, pero con diferentes acentos.

Las ballenas del Caribe y del Pacífico tienen diferentes repertorios de codas, una especie de dialecto regional; sin embargo, el denominado "Cinco regular" (un patrón de cinco clics espaciados uniformemente), se cree que tiene una función universal de identidad individual, ya que es utilizado por los cachalotes de todo el mundo.

Estos descubrimientos fueron publicados recientemente en la revista Animal Behaviour, en un artículo escrito por Ricardo Antunes, doctorando de la Universidad de St. Andrews.

El Sr. Gero y el Dr. Hal Whitehead explican que, la mayor amenaza para los cachalotes es la contaminación humana. Los humanos no sólo introducen toxinas en el océano, sino que generan contaminación del ruido. El aumento del tráfico marítimo, las explosiones bajo el agua causadas por la búsqueda de petróleo y el sonar militar, todo contribuye al ruido del océano que enmascara la comunicación entre las ballenas. . . "Nadie quiere vivir en un concierto de rock", dice Gero, y añade que la contaminación acústica es un problema especialmente problemático en el océano porque "es un mundo sensorial totalmente diferente." Los cachalotes pueden bucear a profundidades de más de 1.000 metros y dependen del sonido para comunicarse y navegar en las oscuras aguas profundas.

El Proyecto Dominica para cachalotes, tiene la esperanza de ir entendiendo más sobre la sociedad de los cachalotes, porque, como apunta el Sr. Gero, "es indignante que sepamos más sobre la luna que sobre los océanos." Espera comunicar a la gente una mejor comprensión de la vida en los océanos, a través de estas hermosas ballenas como ejemplos, y poniendo énfasis en "la similitud de sus vidas con las nuestras."

Las ballenas viven en unidades sociales matriarcales, compuestas por madres, hijas y abuelas. Una vez que los machos llegan a la adolescencia, son marginados del grupo y viajan hacia los polos hasta estar listos para reproducirse, por tanto, poco se sabe acerca de los machos; pero los roles femeninos, en relación con sus crías, sí han sido estudiados ampliamente por el Sr. Gero y el Dr. Whitehead. Las hembras cuidan de los bebés mientras las madres están buceando, y forman una comunidad fuerte que gira en torno a la crianza. "Son nómadas", explica el doctor Whitehead, "así que, las cosas más importantes en su vidas son los demás."

El Dr. Whitehead disfruta investigando los cachalotes, dado que tienen una "vida social fascinante y compleja". Espera que Proyecto Dominica sea capaz de trazar cómo las comunidades de ballenas cambian con el tiempo.

Parte de doctorado del Sr. Gero incluye el estudio de cómo las crías adquieren su dialecto. Los bebés cachalote balbucean al principio, y él está interesado en descubrir, cómo la diversidad de llamadas se reduce al repertorio propio de la familia.

"Una de las partes más emocionantes [volviendo a Dominica] es ir abajo y ver quién está alrededor", dice Gero, admitiendo que tiene cierto "apego a las ballenas individuales." Por primera vez, los cachalotes pueden ser estudiados como individuos dentro de las familias, con apodos tales como "Pellizco" o "Dedos". La familia de estos dos cachalotes está reconocida como "la mejor unidad de estudio social de cachalotes del mundo."

Al Sr. Gero le gustaría seguir trabajando con los mismos grupos de ballenas, debido a que es un proyecto a largo plazo, lo que ofrece una mejor comprensión de su evolución social. Él "siente la responsabilidad de hablar en ‘nombre de las ballenas’ y espera avanzar hacia la conservación, mientras siga en el campo de la biología.

«
Next
Entrada más reciente
»
Previous
Entrada antigua
Editor del blog Pedro Donaire

Filosofía

Educación

Deporte

Tecnología

Materiales