Ads-728

Ads-728

Psicología

Astrofísica

Genética

Neurociencia

» » ¿Cuál es tu intestino? Hay 3 perfiles bacterianos definidos

Igual que se clasifican los tipos de sangre, las bacterias en nuestros intestinos parecen ajustarse a una de estas tres categorías, sin tener relación con nuestra nacionalidad, edad, sexo y otras características. El estudio combinado de la información genética de unas tres docenas de personas de seis países, ha revelado que todo el mundo entra en una de estas tres categorías, que los investigadores llaman enterotipos, y creen que están repartidos por todo el mundo, igual que los tipos de sangre.


Los intestinos humanos son el hogar de los enjambres de bacterias. Son miembros de un ecosistema interno, que nos ayuda a realizar todo tipo de tareas importantes, como la digestión de los alimentos, asisten a nuestro sistema inmunológico y producen nutrientes como la vitamina K. En esta investigación se indica que hay una conexión entre estos microorganismos y algunos problemas de salud, entre ellas la obesidad y la enfermedad inflamatoria intestinal.

Usando un enfoque metagenómico, los investigadores secuenciaron el material genético recogido de las muestras fecales de 22 personas de Dinamarca, Francia, Italia y España, y los combinaron con los datos existentes de residentes en Japón y Estados Unidos.

El análisis reveló tres enterotipos, determinados por la abundancia relativa de diferentes redes de especies, según contaba el investigador del estudio, Peer Bork, jefe de unidad del European Molecular Biology Laboratory de Alemania.

En general, las bacterias del género bacteriodes, generalmente conocidas por descomponer los hidratos de carbono, fueron las más abundantes, contabilizaban el 12 por ciento de todas las bacterias que se hallaban en las muestras, explicaba Bork.

De hecho, las bacteriodes dominaban el primer enterotipo (y en menor grado, el tercero). Otro grupo, prevotella, era muy abundante en el segundo enterotipo. El ruminococcus también fue un importante contribuyente del tercer enterotipo.

El enterotipo de una persona no parece tener ninguna relación con sus características, como el sexo, edad, índice de masa corporal o nacionalidad. No obstante, avisan que, el enterotipo parecía mostrarse más fuerte entre los individuos japoneses, aunque esto pudo haberse debido al pequeño tamaño de la muestra, que sólo incluyó datos de 13 japoneses, reconocía Bork.

Mientras que el tipo de bacterias presentes en el intestino, no mostraban relación con las características del huésped, este no era el caso para la función de las bacterias. Por ejemplo, la presencia de bacterias capaces de degradar el almidón parecía aumentar con la edad de algunos. Y los hombres parecían acarrear más bacterias, junto con la maquinaria necesaria para sintetizar el aminoácido aspartato.

Los hallazgos, detallados en la edición más reciente de la revista Nature, tienen consecuencias para la medicina personalizada, dado que los tratamientos se pueden adaptar a las necesidades individuales.

Por ejemplo, "Se sabe que las bacterias intestinales ayudan a metabolizar las drogas y cambia el comportamiento de absorción de las células humanas. Es probable que los tres enterotipos hagan esto de diferentes maneras, así que, la dosis óptima de medicamento (y el equilibrio de los alimentos) pueden ser diferente para cada enterotipo", explicaba Bork.

"El conocimiento de los enterotipos también puede ayudar a desarrollar técnicas para restaurar las comunidades saludables del intestino, en lugar de matar con antibióticos a todos los bichos allí presentes", añadió.

Referencia: LiveScience.com, 20 de abril 2011, por Wynne Parry
Imagen: Wired.com.

«
Next
Entrada más reciente
»
Previous
Entrada antigua
Editor del blog Pedro Donaire

Filosofía

Educación

Deporte

Tecnología

Materiales