Ads-728

Ads-728

Psicología

Astrofísica

Genética

Neurociencia

» » Edificios antiguos traídos a la vida a partir de mapas históricos

Un software que reconoce los contornos de edificios, aplicado a los mapas históricos puede hacer más fácil el crear reconstrucciones digitales de ciudades perdidas hace mucho tiempo. También podría dar lugar a exhibiciones virtuales en museos de lugares históricos.

El método convencional para la digitalización de los mapas de papel implica una labor intensiva de seguimiento manual de los contornos de los edificios. Un equipo dirigido por Stephen Laycock, de la Universidad de East Anglia en Norwich, Reino Unido, ha desarrollado un software capaz de hacer eso (Computers and Graphics, DOI: 10.1016/j.cag.2011.01.002).

En los mapas, donde los edificios se muestran en colores característicos, el software es completamente automático. En primer lugar, detecta los bloques de colores en una exploración del mapa, y después, destaca el borde de cada bloque generando un esquema claro de la construcción. También trabaja con mapas en blanco y negro si el usuario cliquea en un punto dentro de cada edificio.

El modo automático es de unas 10 a 100 veces más rápido que el seguimiento de los contornos con la mano. Incluso con los mapas en blanco y negro, los hace por lo menos dos veces más rápido.

Uno de los problemas cuando se trabaja con mapas antiguos es que la escala puede verse seriamente distorsionada. El software puede corregir esto mediante la superposición de la de líneas de contorno, sobre un mapa moderno de precisión.

"Ciertamente me veo usándolo", indica Paul Richens, del departamento de arquitectura de la Universidad de Bath, Reino Unido, cuyo equipo está haciendo ahora un trabajo similar a mano. "Cogemos antiguos mapas y los estiramos un poco, una técnica muy laboriosa".

Los contornos extraídos se pueden importar dentro de un paquete de software comercial llamado CityEngine, que genera imágenes 3D con la información recibida y construye una apariencia de los edificios de la época en cuestión. Laycock sugiere que los conservadores de museos pueden utilizar el software para agregar visitas interactivas a lugares históricos en sus exposiciones.

  • Referencia: NewScientist.com, por Aron Jacob | 9 de febrero 2011
  • Imagen: Norwich

«
Next
Entrada más reciente
»
Previous
Entrada antigua
Editor del blog Pedro Donaire

Filosofía

Educación

Deporte

Tecnología

Materiales