Ads-728

Ads-728

Psicología

Astrofísica

Genética

Neurociencia

» » » El árbol genealógico humano y los antiguos Denisovans

El mes pasado, los científicos desvelaron unas marcadas evidencias en un nuevo grupo de antiguos humanos, denominados Denisovan, que se entrecruzaron con nuestra especie, dejando una huella genética en las personas que viven al sudeste de Asia actual.

Un equipo internacional, incluidos los científicos del Instituto Max Planck de Alemania, han llevado a cabo un estudio genético del hueso de un dedo y un gran diente molar descubierto en la cueva Denisova, en las montañas de Altai, en Siberia. Secuenciaron el genoma y descubrieron que compartía un 4 a 6% de su material genético con los melanesios actuales.

En marzo, el equipo obtuvo una secuencia del ADN mitrocondrial (ADNmt) completo del mismo hueso del dedo, que data de hace aproximadamente 40.000 años, demostrando que no era de un humano moderno, ni de un Neanderthal.

El profesor Chris Stringer, experto en orígenes humanos en el Museo de Historia Natural, comentó al respecto de esta investigación, que ha sido emocionante la recuperación del ADNmt, pero este último trabajo realizado por el mismo equipo es poco menos que sensacional.

"Aquí se enseñó que el hueso fósil del dedo de la mujer ertaba en realidad más cercano genéticamente a los neandertales que a los humanos modernos; aunque hay algo aún más notable, la denisovana también está relacionada con un grupo de humanos vivos, los melanesios, que viven en algunas islas del sudeste de Asia."

Los primeros humanos modernos se cruzaron con los Denisovanos

"La explicación más plausible para este hallazgo", señala Stringer, "es que los denisovanos estuvieron presentes más al sur, así como en Siberia, y la población pre-melanesia [humanos modernos] migraron desde África, y al pasar por el sur de Asia debieron haberse cruzado con los denisovanos, recogiendo un 5% de sus genes."

Cruce con otras especies humanas

Los humanos modernos (Homo sapiens) emigraron de África hace entre 55.000 a 60.000 años. La cuestión intrigante para los científicos ha sido si se cruzaron con otras especies de humanos, ya que se distribuyeron por todo el mundo.

En mayo, los científicos obtuvieron las evidencias genéticas que demostraban que los humanos modernos salieron de África para compartir información genética con los neandertales, Homo neanderthalensis, indicando que debieron cruzarse (los neandertales se extinguieron hace unos 30.000 años). Y ahora los genes Denisova también se han añadido a la mezcla genética humana.  Pero, ¿cuánto se cruzaron?

Stringer dice: "En términos de mestizaje real, y con los datos actuales, sólo podrían haber sido dos: uno en el Oriente Medio, hace quizá unos 60.000 años que se entrodujeron un 2,5% de genes de Neanderthal en los recientes humanos fuera de África, y otro posterior en el sur de Asia oriental, que agregaría un 5%, más o menos, de ADN Denisovan, en los ancestros de los melanesios modernos.

"Si las poblaciones son muy pequeñas, ese componente [5% de genes Denisovan] podría representar tan sólo una mezcla de 50 denisovanos junto a 1.000 pre-melanesios, pero suficiente para proporcionar a los habitantes actuales de lugares como Nueva Guinea y Bougainville, un 8% de genes "arcaicos", un pequeño componente Neanderthal que adquirió en primer lugar, probablemente al oeste de Asia, y un componente adicional Denisovan que adquirieron más tarde, en su largo camino hacia la Melanesia.

"Aunque estos resultados no cuestionan la idea de que la mayor parte de esas trazas de su herencia genética tienen su origen reciente en Africa, como lo demuestran nuestra mitocondria, los cromosomas Y, etc., cuando nos acercamos con más fina resolución a la totalidad del genoma, ciertamente se comprueba que la historia que tiene es mucho más complicada", observó Stringer.

¿Quiénes son los Denisovanos?

Mientras que los humanos modernos salieron de África hace unos 60.000 años aproximadamente, también hubo antes otras migraciones humanas, por ejemplo, el Homo erectus de hace aproximadamente 1,75 millones de años.

No obstante, Stringer señala que el linaje Denisovan probablemente evolució en paralelo con el de los neandertales y los humanos modernos, y según sugiere la posterior investigación, pudo haber sido una de las primeras ramificaciones del Homo heidelbergensis (cuyos fósiles se conocen desde cerca de 650.000 años atrás). Esto también explicaría el misterio de algunos cráneos no identificados asiáticos. "Hay varios de estos fósiles que han sido difíciles de clasificar, encontrados en sitios como la India (Narmada) y en China (por ejemplo, Dali, Jinniushan)", añadió.

"Parecen diferentes del H. erectus, pero tampoco parecen neandertales ni humanos modernos, y puede ser que sean ejemplos de los últimos supervivientes de la especie que dio origen a los neandertales y a los Homo sapiens del oeste: El H. heidelbergensis". Tras los primeros resultados de Denisova, especulé con que este ADN mitocondrial podría ser de algún heidelbergensis superviviente final que vivió en Siberia.

De este modo, en Europa, el H. heidelbergensis dio lugar a los neandertales, en África, dio lugar a nosotros, los humanos modernos, y en Asia, tal vez los denisovanos.

Nuevas preguntas

Stringer, piensa que esta investigación plantea muchas preguntas fundamentales sobre el pasado y el presente de la evolución humana. Los científicos pronto podrán coincidir el ADN Denisovan con otros fósiles humanos más completos. Si esto es así, se podrá aclarar en gran medida la evolución de la región.

¿Qué función tienen tienen los genes?

¿Y qué función pueden tener esos genes? explica Stringer, "al igual que con la presencia de pequeñas cantidades de genes de Neanderthal en algunas personas de hoy en día, ahora prestaremos una considerable atención a lo que, en todo caso, los genes Denisovan podrían estar haciendo en los melanesios. Si los genes son funcionales, tal vez confieran resistencia a una enfermedad o tener algún otro efecto sobre la biología de estas poblaciones.

"Tal vez impulse un renovado enfoque hacia áreas como Australia, en busca de señales de estos genes, ya que esta región aún no ha sido estudiada como parte de la investigación Denisova.

¿Es hora de reclasificar a los seres humanos?

¿Habría que reclasificar el Homo sapiens, incluyendo a los antiguos humanos en ese mismo grupo? Por ahora, Stringer dice que no, como tantas otras especies de mamíferos estrechamente relacionados, como lobos y chacales, bonobos y chimpancés, pueden formarse híbridos también (producir descendencia viable).

"Personalmente creo que el carácter distintivo y separado de la historia evolutiva de los grupos, como los neandertales y los humanos modernos, garantiza su reconocimiento permanente a un nivel de especie, siempre que tengamos en cuenta que esto no puede evitar algún tipo de hibridación" concluye Stringer; no obstante, si finalmente los datos genéticos muestran que el entrecruzamiento era común y extendido, entonces sí sería el momento de revisar la clasificación de las especies humanas".


  • - Referencia: Sott.net, 11 enero 2011
  • - Fuente: National History Museum, UK
  • - Imagen1: Ancient molar tooth from Denisova Cave in Siberia. Antiguo molares de Denisova Cueva en Siberia.Crédito MPI-EVA, Leipzig
  • - Imagen2: Cráneo de un Neanderthal. Crédito Museo de Historia Natural, Reino Unido.

,

«
Next
Entrada más reciente
»
Previous
Entrada antigua
Editor del blog Pedro Donaire

Filosofía

Educación

Deporte

Tecnología

Materiales