Ads-728

Ads-728

Psicología

Astrofísica

Genética

Neurociencia

» » » Los ritmos circadianos controlan la forma de quemar grasa del cuerpo

Investigadores de UC Irvine, han descubierto que los ritmos circadianos (el reloj interno del cuerpo) regulan el metabolismo de la grasa. Esto puede explicar por qué la gente quema la grasa más eficientemente en determinados momentos del día, y podría conducir a nuevos fármacos contra la obesidad, la diabetes y otras enfermedades relacionadas con la energía.



El estudio fue dirigido por Paolo Sassone-Corsi y el profesor y catedrático en farmacología, Donald Bren. Destacado experto en los ritmos circadianos, que descubrió muchos de los principales interruptores moleculares que rigen estos procesos biológicos. Él y sus colegas encontraron que uno de ellos, una proteína llamada PER2, controla directamente el PPAR-gamma, una proteína esencial para la metabolizaciónn de lípidos. Dado que las proteínas circadianas están activadas durante las 24 horas, en patrones de luz y oscuridad, la PER2 activa y desactiva la capacidad metabólica de PPAR-gamma a intervalos regulares.

"Lo que nos sorprendió a la mayoría, sin embargo, es que la PER2 tuviese una tarea tan específica en un aminoácido de la superficie de la molécula PPAR-gamma", señaló Sassone-Corsi. "Este tipo de especificidad es muy rara en la biología celular, lo que le hace objetivo singular para el desarrollo de fármacos".

Daniele Piomelli, Louise Turner Arnold, catedráticos de Neurociencias en la UCI, y Todd Leff, profesor adjunto de patología, de la Universidad estatal de Wayne en Detroit, colaboraron en este estudio que aparece este mes en Cell Metabolism.

Los ritmos circadianos de veinticuatro horas, regulan los procesos biológicos fundamentales y fisiológicos de casi todos los organismos. Anticipan los cambios del medio ambiente y adaptan, a su debido tiempo, determinadas funciones del cuerpo a lo largo del día. La interrupción de estos ciclos pueden influir profundamente en la salud humana y están relacionados con la obesidad, la diabetes, el insomnio, la depresión, la enfermedad cardíaca y el cáncer.

El año pasado, Sassone-Corsi ayudó a descubrir que las proteínas que participan en los ritmos circadianos y el metabolismo, están íntimamente relacionados y dependen entre sí, para garantizar que las células se mantengan correctamente operativas y sanas.

,

«
Next
Entrada más reciente
»
Previous
Entrada antigua
Editor del blog Pedro Donaire

Filosofía

Educación

Deporte

Tecnología

Materiales