Ads-728

Ads-728

Psicología

Astrofísica

Genética

Neurociencia

» » » » La curiosidad y los descubrimientos: Alegato por la investigación

En una reciente visita oficial al sudeste asiático, un primer ministro me preguntó: "¿Qué se necesita para obtener un premio Nobel?" Inmediatamente contesté: "Invertir en investigación básica y reclutar las mejores mentes". 

Pero, este enfoque dirigido por la curiosidad parece cada vez más anticuada y poco apreciada en esta era moderna de la ciencia. Algunos creen que se puede conseguir más a través de una investigación estrictamente gestionada, como si pudiéramos predecir el futuro. Creo que esto es un lamentable error que afecta e infecta la financiación de la investigación. Oigo reiteradamente, en especial en los países en desarrollo: "Necesitamos una investigación aplicada." Y no hay nada malo en que una nación tenga prioridad en la investigación y el desarrollo orientados a resolver problemas específicos o abarque otros programas, como la exploración del espacio o las energías alternativas. Sin embargo, durante mi visita como enviado científico de EE.UU., siempre he hecho hincapié en que sin una inversión sólida en educación científica y una base en ciencia fundamental, los países no podrán adquirir los conocimientos de vanguardia necesarios para realizar descubrimientos e innovaciones que den forma a su futuro.

Hay innumerables ejemplos de avances donde la curiosidad ha conducido la investigación. En mi primer año como miembro del cuerpo docente en el Instituto de Tecnología de California (Caltech) en Pasadena, en 1976, el difunto Richard Feynman me habló de un trabajo teórico que publicó 20 años antes de que la óptica cuántica se abriera al campo de la experimentación, ofreciendo una forma de visualizar la interacción de la luz láser y la materia. Con una sonrisa, me decía que en ese momento sólo quería responder a una pregunta fundamental: si el momento del espín puede preceder a un campo magnético, ¿podría hacer lo mismo el momento de transición óptica? Quizá el ejemplo más común sea el desarrollo del láser por Townes Charlie. En las celebraciones del 50 aniversario de su invención en París, este verano, Townes señaló que su orientación al principio fue sólo por cuestiones fundamentales de la espectroscopia de microondas y en cómo amplificar la luz. Como dije a la audiencia en París, la curiosidad fue la que llevó mis contribuciones a la ciencia de los femtosegundos, por lo que fui galardonado con el premio Nobel, y por el microcopio electrónico de cuatro dimensiones capaz de visualizar la materia en el espacio y tiempo.

La mecánica cuántica, la relatividad y el desciframiento del código genético, son descubrimientos realizados de manera similar, igual que tecnologías revolucionarias como la imagen por resonancia magnética (desarrollada a partir de una investigación guiada por la curiosidad sobre el espín de un electrón), o el transistor (descubierto como resultado de la curiosidad acerca de la naturaleza de los electrones en semiconductores). La fabricación, las industrias tecnológicas de información digital y médica que siguieron, constituyen ahora la columna vertebral de las comunicaciones globales y la economía ¡La curiosidad cuesta!

¿Cómo podemos garantizar que dicha investigación se promueva hoy día? La investigación guiada por la curiosidad requiere el trabajo creativo de los científicos en un ambiente que aliente la interacción entre los investigadores y la colaboración en diferentes campos. Pero estos atributos no pueden orquestarse en una estructura de pesado manejo, las mentes creativas y la burocracia no guardan armonía entre sí. Entonces, ¿hay alguna receta para gestionar que se hagan descubrimientos? La respuesta está en la aceptación de una tríada de elementos esenciales. El primero, y más importante, son las personas involucradas. Es esencial dar la adecuada prioridad a una educación cabal e inspiradora de la ciencia, la tecnología, las matemáticas y la ingeniería. Una Investigación y requerimientos de desarrollo que atraigan a las mejores jóvenes mentes . Las grandes construcciones y los fondos masivos no producirán mucho si no están las personas adecuadas.

En segundo lugar, una atmósfera de intercambio intelectual es de suma importancia para que las ideas cristalicen. Distraer al profesorado con la redacción de extensas y numerosas propuestas amplias o convertirlos en administradores es el principio del fin. La empresa moderna de la ciencia se ha vuelto tan hinchada y compleja que los modelos tradicionales de financiación debe ser reexaminados. ¿Cómo enfocar los recursos de la mejor ciencia y qué nivel de financiación sería necesario para servir mejor a la sociedad?

En tercer lugar, poco se puede lograr sin recursos, aunque tengas las mentes más creativas. Obviamente, la inversión en ciencia es necesaria para construir instrumentos y contratar a personal competente. Los países e instituciones que proporcionan la infraestructura necesaria y financian las ideas serán los adalides de esos descubrimientos. Pero ese apoyo debe seguir la visión de los investigadores creativos, no sólo para que construyan cosas por dinero o forzándolos en investigaciones de moda, como la nanotecnología.

Hoy en día, los funcionarios de muchos países en desarrollo quieren encontrar la manera de alcanzar los niveles de innovación de los países desarrollados. En su búsqueda, a menudo pasan por alto el papel clave de la investigación fundamental y la educación científica; y por desgracia, los países desarrollados de dejan arrastrar por esta misma tendencia. Los líderes políticos deben entender que la búsqueda de nuevos conocimientos conduce a la innovación, y sin ello los jóvenes estudiantes no se sentirán atraídos por la profesión.

Yo he tenido la suerte de pasar los últimos 30 años de mi carrera en una institución que cree en esos valores. A pesar de la presión para el cambio, espero que Caltech continúe preservando esta cultura única que, en palabras de uno de mis colegas y ex presidente de Caltech, David Baltimore, sea una "aldea de la ciencia". Preservar el conocimiento es fácil. Transferirlo también lo es. "Pero conseguir nuevos conocimientos a corto plazo no es fácil ni rentable". La investigación fundamental es rentable a largo plazo, y es una fuerza tan importante que enriquece la cultura de cualquier sociedad con la razón y la verdad. 

  • - Referencia: Nature.com, 17 de noviembre 2010, por Ahmed Zewail
  • - Autor: Ahmed Zewail obtuvo el Premio Nobel en Química en 1999. Es miembro del Consejo de Asesores en Ciencia y Tecnología de Barack Obama.
  • - Imagen: Ahmed Zewail

,

,

«
Next
Entrada más reciente
»
Previous
Entrada antigua
Editor del blog Pedro Donaire

Filosofía

Educación

Deporte

Tecnología

Materiales